Alerta en el paraíso nuclear artificial

Ayer, el periódico Le Monde, en primera página publicaba que Francia no tiene los medios suficientes para sustituir su obsoleto “parque” nuclear.

La fuente de la noticia es  el tribunal de cuentas francés, que publicó una nota de prensa con unos datos, previsibles, pero asombrosos. Sólo en el año 2010, la inversión en las centrales nucleares francesas, sin la del Supehénix fue de 121 mil millones de euros ; se destinaron 188 mil millones de euros a investigación nuclear; los gastos corrientes ascendieron a 640 millones de euros. Además, según el propio tribunal de cuentas, se prevén unos costes crecientes de producción de la electricidad nuclear, hay incertidumbre sobre los futuros costes de almacenamiento de desechos y desmantelamiento de centrales nucleares y se vislumbra un aumento de las inversiones de mantenimiento. La nota acaba diciendo que el tribunal considera recomendable que no se efectúen, de forma implícita, más inversiones nucleares en el futuro, mientras recomienda que se formule explícitamente una estrategia energética y que ésta se debata de forma clara y transparente.

A la luz de esta nota de prensa, y del informe que le precede, considero que algo muy “fuerte” debe estar pasando en esa Galia nuclearmente irreductible, pues la divulgación de este informe es como si un tabú desapareciera. Francia es el país del mundo más dependiente de la energía nuclear (74% del total de la electricidad producida) y quien tiene la empresa nuclear más influyente del mundo AREVA. Hace tan sólo unos días -como ya expresé dos entradas más abajo- desde un think-tank tan prestigioso como el Ifri se defendía la industria nuclear como la opción energética más “económica” y creadora de empleos y, hoy, los datos dicen lo contrario. No se si esta nota de prensa significa el inicio el inicio del fin de la industria nuclear gala, pero lo que es seguro es que, viniendo de quién y de donde viene, muestra sin ningún lugar a dudas, más allá de otras cuestiones morales, ideológicas y ambientales, que la energía nuclear no es barata, que en tiempos de crisis no nos la podemos permitir, y que su futuro es incierto.

Ahora que está tan de moda pedir la supresión o el adelgazamiento de las instituciones que garantizan el correcto funcionamiento del Estado de derecho, este informe del tribunal de cuentas francés muestra lo importante que es asegurar que las instituciones democráticas funcionen correctamente. Nunca pensé ver en Francia, paraíso de los lobbistas nucleares, que un informe de este calibre fuera primera página de uno de los más prestigiosos periódicos del país vecino y noticia en otros. Veremos cuáles son las consecuencias de ello, pero puestos a soñar, empecemos a imaginarnos cómo podría ser energéticamente Europa si Francia modificara su política nuclear.

Anuncios

3 pensamientos en “Alerta en el paraíso nuclear artificial

  1. Por alguna razón que desconozco, esta es la segunda vez que respondo al comentario de María. Lo que ayer escribí, es, más o menos, lo siguiente.
    1) Sí que sería un gran sueño imaginarse una industria energética no dominada por los monopolios eléctricos-energéticos.
    2) La respuesta no está en el tipo fuente energética (agua, viento, aire…); la respuesta está en la forma de producir energía.
    3) La primera parte de la solución es la producción descentralizada de energía y, la segunda, en el federalismo energético (en nuestro caso Europeo)
    En cualquier caso, lo que me llamó la atención fue que en Francia, país nuclear por excelencia, y donde la defensa a esta forma de producir energía se convirtió en axioma, apareciera este informe del tribunal de cuentas y se le diera publicidad mediática. Máxime cuando hace dos días los titulares eran todo lo contrario: el partido verde, y su candidata Eva Joly, barridos del debate electoral.

  2. Hola Aurèlia!
    I com t’imagines tu energèticament Europa si França modifica la seva política nuclear? No creus que els lobbis nuclears es convertiran en d’altres? Es poden somniar unes polítiques menys privatitzades respecte les energies? La resposta està en el vent, el sol, el gas? Per somniar, pregunto, què és el què ens convindria més?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s